¿Cómo se construye un barco?

¡Uy, qué bueno, hoy vamos a visitar un astillero! ¿Vos viste alguna vez cómo se hacen los barcos? Bueno, entonces aprovechá este viaje del Globo Mágico y venite con nosotros. Vamos a ver cómo se hacen los planos y dibujos, las formas en que arman cada una de las partes de un barco, las pruebas que hacen para que flote bien y muchos secretos más.

 

 

¡Dale, vení, que este viaje seguro termina en altamar!

¿Flotará o se irá a pique?

 

¿Sabes por qué es tan especial la cons­trucción de barcos? La causa es el mar, que tiene un oleaje y movimientos tan inesperados. Por ese motivo tienen que estar construidos por personas muy ex­perimentadas. ¿Te imaginas si el barco sufre un desperfecto en el medio del mar? ¡No podes empujarlo hasta un ta­ller mecánico!

Por eso los expertos que los construyen saben cuidar hasta el último detalle.

 

¿Se dará vuelta?

 

La prueba de estabilidad es un proceso largo pero muy necesario. ¿Te conta­mos cómo se hace? Presta atención: primero se coloca el barco en el agua, en un día de calma, y con los motores parados para que no se mueva. Después se tira una ploma­da desde el Palo Mayor, pa­ra que baje hasta el centro del barco. De esta forma se puede mirar cuánto se co­rre la plomada. Para calcu­lar la diferencia, se cambia la plomada por una de ma­yor peso cada vez que se hace la prueba y se miden los cambios.

La misma medición se hace en el otro palo del barco. Con todos estos cálculos di­fíciles y que tienen que ser exactos se observa el tiem­po que tarda el barco en quedar estable luego de moverse para los costados. ¿Y con qué se miden estos cambios?

¡Acertaste! Con un sistema computadorizado. Todas estas medidas tardan una semana. Recién cuan­do los especialistas termi­nan el trabajo, el barco es­tá listo para salir a nave­gar.

 

 

Primero lo primero

La quilla, mamparos divisorios y la estructu­ra es lo primero que se construye: cuadernas doble   fondo,   basa mentó del motor y de más. Así es como barco va tomando.

 

Hagamos el proyecto

 

El primer paso en la cons­trucción de un barco es te­ner el proyecto listo. Se empieza por tener una idea de lo que quiere construirse y luego se hacen dos cosas: se dibuja el barco sobre el pa­pel para ver su figura y se hace una estructura para ver su resistencia.

El dibujo se compara con otros proyectos para saber si está bien o falta mejorar al­go. Las partes que se miran son: La quilla: pieza de madera o hierro que forma la base del barco y que sostiene to­do el armazón. Estructuras internas: las divisiones, los mamparos, el basamen­to del mo­tor, ubica­ción del casillaje, de los guin­ches, la bo­dega, las ca­mas cuche­tas, los ba­ños para la tripulación y otras par­tes.

¿Sabes una cosa? Las partes del barco se construyen en el taller igual que si fueran un rompecabe­zas.

¡Qué lío para poder armarlo sin equivocarse, ¿no?

 

¡Cuidado con las olas!

 

Es muy importante hacer un es­tudio previo de la estabilidad del barco. Así se corrigen los defectos. Claro que las pruebas finales recién se hacen cuando el barco está terminado, ya que al colocar los motores y otros elementos pesados puede apa­recer alguna diferencia. Los expertos constructores sa­ben muy bien que la estabili­dad del barco es el equilibrio que mantiene según el movi­miento de las olas. Eso quiere decir que si una ola lo empuja hacia el costado, el barco debe enderezarse para no darse vuelta.

 

Barcos Marplatenses

 

Mar del Plata cuenta con un astillero que desde hace 43 años fabrica barcos de dife­rentes materiales y tama­ños. Ahora te decimos cuá­les son las características de “nuestros” barcos:

MEDIDAS: los barcos miden de13 a35 metros. Son barcos pes­queros que navegan cerca y lejos de la costa, pero que también pueden ir a cualquier lugar del mundo.

Si en estos días visitas el astillero, vas a ver un barco en construc­ción de37,30 metrosde largo.

TIEMPO DE CONSTRUCCIÓN: El tiempo que tarda el astillero en construir un barco depende del personal contratado, el dinero y el equipo disponible. Con todos esos factores, un barco de 27 ó28 metrostarda seis me­ses en terminarse. Claro que a ve­ces faltan elementos o equipos, ya sean nacionales o importados, y se producen demoras en la construcción.

MATERIALES: Se aprovechan al máximo los productos locales. Otros se traen desde Buenos Ai­res, y los más importantes desde el extranjero: motores, chapas, radio, radar, equipos de sonar. ¿Sabes de dónde llegan algunos de los elementos fundamentales de un barco?

Máquina de timón: es un meca­nismo hidráulico que contiene muchas piezas traídas desde Tan­dil. El armado y mecanización se hacen en Mar del Plata. Guinches para recoger redes y pescar: acá hay dos fábricas que proveen todo el material, electricidad: la instalación, cons­trucción de tableros, cables y los elementos son marplatenses. Frigorífico: el armado es tota mente local.

Madera y terciado: también son productos marplatenses.

PERSONAL: El astillero necesi­ta 50 personas para trabajar en la fabricación específica del barco, además de otras 50 para hacer trabajos de  electricidad, mecánica, etc.

¿CUÁNTO PESA UN BARCO?

Según el largo, pesan de20 a400 toneladas.

¿Y EL COSTO?

La construcción de los barcos más grandes llega aproximadamente a $2.500.000. Los más pequeños cuestan $1.600.000.

 

 

Cuando un barco se hecha al agua por primera vez constituye todo un acontecimiento. Aquí se realiza la bo­tadura del “Argentino”.

Trabajos de cortado y soldado de la proa o bulbo.

Timonera del “Atrevido”.

Estructura del cas­co de un barco ac­tualmente en cons­trucción. Es el de ma­yor eslora (tamaño) que haya realizado el Astillero Contessi.

Planta de elabora­ción de pescado per­teneciente al buque “Desafío”.

Iniciación de la construcción del bar­co de acero más pe­queño que se cons­truyó en el astillero de nuestra ciudad. El “Liliana” se encuen­tra actualmente pes­cando en la zona de Río Gallegos.

Estructura interna de un barco de2 metros. La parte libre entre mamparo y mamparo constituye la bodega.

“América” barco palangrero (que pesca con anzuelos) llevado al astillero para ser transformado en arrastrero (para pescar con red).

 

LOS BARCOS DE DON FEDERICO

 

Te presentamos a don Federico Contessi, un pionero en la construcción de barcos en nuestra ciudad. Ahora que lo subimos al Globo Mágico, aprove­chamos el viaje para preguntarle algu­nas cosas sobre su vida y la de los bar­cos que construye.

¿Sabías que a su primer barco lo bautizó “Juventud”?

“Así se llamó porque yo era joven”, di­ce Don Federico. Era el año 1952 y el astillero estaba en pleno Puerto marplatense, en la calle Magallanes y Mar­tínez de Hoz.

“En 1960 construimos el primer barco, al que tuvimos que llevar por la calle como si fuera un colectivo o un ca­mión porque no teníamos la instala­ción para montarlo directamente en el agua. Carecíamos de varadero pro­pio. “¿Y qué es un varadero? Una instala­ción que ayuda al barco a entrar al mar. El piso va en bajada hasta llegar al agua y dejar que el barco quede flotando. En Mar del Plata ahora hay dos varaderos: uno del Estado y otro de don Federico.

La construcción de un nuevo astillero se concretó en 1965, después de que Contessi formara una Sociedad Anóni­ma y se asociara con antiguos emplea­dos. Se botaron los dos primeros bar­cos.

Pero hubo años muy difíciles y la pes­ca pasó por momentos críticos. Eso hi­zo que don Federico dejara de cons­truir barcos durante algunos años. Claro que con mucho esfuerzo, y lue­go de varios cambios en el astillero, otra vez comenzó la actividad. En 1974 se construyó el “Feliz Pesca” el más grande de los buques hechos en aquella época.

El astillero sufrió un gran incendio que lo destruyó totalmente. Para reiniciar los trabajos se levantó un nuevo asti­llero con tecnología que permitió co­menzar a construir barcos de metal. Antes solamente se hacían de madera. “Desde ese momento hemos hecho más barcos de acero que de madera”, cuenta don Federico. “También hici­mos cuatro barcos de fibra de vidrio.” ¿A que no adivinas cuántos barcos lle­va construido el astillero Contessi? Te lo decimos: ¡66 barcos! Una verdadera flota, ¿no te parece?

 

 

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *